CEO de Neuron Bio: El "caso Gowex" nos ha afectado a todas las empresas del MAB

Javier Burgos Javier Burgos, CEO de Neuron Bio[/caption] El pasado 29 de octubre se publicaba en Expansión una entrevista con Javier Burgos, CEO de Neuron Bio, justo en el mismo momento que se suspendía la cotización. A continuación transcribimos la misma, en la que ya se detectaban problemas en Neol Biosolutions, considerada la joya de la corona de la Compañía La ‘biotech’ se ha convertido en un hólding del que dependen tres compañías. En una, ya tiene como aliado a Repsol y en las otras dos quiere dar entrada a un socio financiero y tecnológico. Neuron Bio nació en 2005 como una spin off del grupo de investigación del doctor Fernando Valdivieso, catedrático de Biología Molecular de la Universidad Autónoma de Madrid. La compañía biotecnológica, que cotiza en el Mercado Alternativo Bursátil (MAB), ha dado un paso decisivo este año para explotar su potencial, con la reorganización de la sociedad y la segregación y creación de dos nuevas compañías (Nepsia Therapeutics y Neexen Diagnostics) que se suman a Neol (la empresa conjunta que comparte con Repsol). Con esta operación, la cotizada Neuron Bio se ha convertido en un hólding, del que dependen todos los negocios, centrada en «la creación, desarrollo y gestión de empresas biotecnológicas y la oferta de servicios de I+D y de consultoría biotecnológica a través de la marca Neuron BioServices», afirma su director general, Javier S. Burgos. De esta forma, Nepsia está dedicada al descubrimiento de neuroprotectores y recoge todos los desarrollos de Neuron Bio desde sus inicios, mientras que Neexen se especializa en herramientas de diagnóstico, especialmente de enfermedades neuronales. Su primer producto estará centrado en la detección precoz del Alzheimer. La segregación de estas actividades sigue los pasos de Neol BioSolutions (el negocio de bioprocesos industriales que se convirtió en sociedad independiente en 2012, dando entrada a Repsol con el 50%) y está contemplada en el plan estratégico de Neuron, presentado en julio. «Lo presentamos a un grupo de inversores y nos recomendaron segregar e independizar bien las líneas de negocio, ya que cada una va a tener unas necesidades financieras diferentes y un riesgo asociado particular», indica Burgos, que añade que el objetivo es dar entrada a inversores. «Buscamos un socio financiero y tecnológico que entre en cualquiera de ellas. Ya mantenemos conversaciones con empresas farmacéuticas para los desarrollos, donde tenemos una cartera de cinco productos en diferentes fases de investigación, y también con multinacionales para colaborar en diagnóstico», dice. Con el fin de obtener fondos para potenciar esta nueva estructura, el grupo que preside Fernando Valdivieso ha realizado una ampliación de capital de 2,31 millones de euros. Restringida a sus actuales accionistas, registró una sobredemanda del 35% del total de acciones emitido. Resultados Neuron perdió 1,13 millones de euros el año pasado, frente al beneficio de 98.668 euros de 2012, en el que se computó la venta del 50% de Neol a Repsol. El ebitda fue negativo en 531.177 euros, un 31,4% menos, con unos ingresos de explotación de 1,88 millones, un 19% menos. Hasta junio, perdió 654.890 euros, un 47,5% menos. El grupo prevé resultados operativos negativos en 2014 y 2015, hasta comenzar la comercialización de licencias de compuestos terapéuticos, diagnóstico y bioprocesos, según ha indicado al MAB. Neuron debutó en 2010 en este mercado a 4,2 euros por acción. Este mercado está siendo muy cuestionado en los últimos meses, especialmente tras el caso Gowex. «Nuestra presencia en el MAB es muy positiva, nos ha dado visibilidad y nos ha permitido madurar. Desde finales de 2013 y principios de 2014, hubo un repunte del mercado, pero la situación de Gowex nos ha afectado a todas las empresas del MAB. Casos como éste suceden en todos los mercados pero no me parece coherente que afecte a todas las compañías por igual», señala Burgos. Actualmente, la acción de Neuron Bio ronda los 0,9 euros, frente a los 2,15 euros del principios de julio, antes de conocerse el caso Gowex. «Creo que si no hubiera pasado el caso Gowex, valdríamos más en Bolsa». Problemas en Neol, la joya de la corona Neuron segregó en 2012 su división industrial en la empresa Neol BioSolutions, dedicada al desarrollo de bioprocesos para el sector de biocarburantes y químico, y en la que Repsol se hizo con el 50% del capital. El martes, Neuron comunicó al MAB su respaldo a «la dimisión presentada por los cuatro consejeros designados por Neuron Bio en Neol Biosolutions, con el fin de salvar sus responsabilidades como administradores en la misma». Un portavoz de Neuron no ha querido ampliar detalles sobre esta dimisión, señalando que serán estos cuatros consejeros en Neol quienes expliquen su marcha del consejo. Ese mismo día, la acción de Neuron se dejaba un 5,4% en Bolsa, un descenso que era del 4,6% en la sesión del miércoles. Sin embargo, la acción repuntó el jueves un 14,4%. Ayer, bajó un 3,16%. Neol está considerada la joya de la corona de Neuron. Aunque sus resultados no son positivos, Neol contaba a finales de 2013 con unos fondos propios de más de 6 millones de euros y unos activos que incluyen una plataforma de desarrollo de bioprocesos, varias patentes propias de procesos para producir biocombustibles, según la memoria de Neuron Bio. Fuente: Expansión]]>