El nuevo plan de Carbures no convence a su proveedor de liquidez que pide a la firma andaluza más visibilidad

logo carburesCarbures presentó el pasado viernes su plan de negocio en un horizonte que lo limita a 2015. Ni el presidente Rafael Contreras y ni el consejero delegado José María Tarragó, encargados de la presentación, hablaron de previsiones más allá de este año, en el que, en cualquier caso, tienen prácticamente cubiertas todas las necesidades de financiación con las cuatro líneas de crédito que ha obtenido por un importe conjunto de 16 millones de euros.

Trabajan, además, en cerrar otra financiación en el corto plazo y siguen buscando liquidez a más largo plazo para seguir creciendo. La falta de datos más allá del presente ejercicio ha provocado que el plan presentado no haya convencido al cuidador de las acciones de Carbures y la entidad responsable de propiciar liquidez al valor, Beka Finance.

Como ya contó este diario, la antigua Bankia Bolsa, en un informe para clientes difundido tras conocer el resultado de la auditoría de PwC sobre las cuentas de Carbures, no se mojaba sobre el futuro de la firma andaluza y reclamaba conocer “cómo ha podido variar el plan estratégico, cómo ha quedado la capacidad de la empresa de conseguir financiación y cómo ha evolucionado la cartera de pedidos en los últimos, entre otros aspectos” para retomar la valoración y recomendación de la compañía, que volvió al parqué el pasado 5 de enero después de casi tres meses suspendida de cotización.

Pues bien, en un nuevo documento, Beka Finance reitera sus dudas e insiste en que “sería necesaria más visibilidad para reiniciar la cobertura del valor”, al que antes de la suspensión otorgaba un precio objetivo que duplicaba su valor en Bolsa. Según señala la entidad, “la presentación aportó muy poca información financiera adicional”.

Seguir leyendo la noticia. Fuente: Vozpópuli