MAB: Una alternativa de financiación en consolidación. Institut D’estudis Financers

Imagen1Documento de Trabajo del Observatorio de Divulgación Financiera. Institut d’Estudis Financers.

Jordi Rovira

6 años después de su entrada en funcionamiento, son muchos los que aún se preguntan si el Mercado Alternativo Bursátil (MAB) llegará realmente a consolidarse como una alternativa de financiación para las Pymes en expansión. ¿Tiene sentido un mercado bursátil alternativo en España? ¿Está bien planteada su regulación? ¿Qué perfil de inversor debe tenerse para invertir en el MAB? ¿Por qué ha funcionado esta experiencia en otros países de nuestro entorno y en España cuesta de arrancar? ¿Qué papel debe jugar la fiscalidad en el MAB?

En los primeros 6 años de vida se incorporaron en el AIM inglés más de 800 compañías que consiguieron cerca de 6 mil millones de Libras Esterlinas de financiación. En el Alternext francés fueron más de 150 las compañías listadas que consiguen anualmente más de 500 millones de euros de financiación. En este periodo el MAB ha incorporado a 37 compañías (6 de ellas suspendidas/excluidas) y ha captado unos 400 millones de euros de capital.

Si bien es cierto que al MAB le ha tocado nacer en medio de la crisis financiera global más importante de las últimas décadas y que esto ha limitado su expansión, también lo es que muchos de los planteamientos iniciales por parte del regulador, de las compañías y de los inversores no han sido acertados. ¿Tras un 2015 prometedor, ha finalizado el MAB su etapa de ensayo-error?

Seguir Leyendo